F*ck Yeah !
Se necesitan pj's masculinos & pj's predeterminados! Piesan en tomar alguno de estos ;D! Gracias por unirte!
Photobucket
Photobucket
Conectarse

Recuperar mi contraseña


Últimos temas
» ● Chicos {Disponibles & Petición}
Vie Dic 16, 2011 4:15 am por Akira

» Dark War [Normal] +18
Sáb Jul 02, 2011 9:13 pm por Invitado

» Salzburg Seelen NUEVO {+18} - Normal
Dom Jun 26, 2011 6:37 am por Invitado

» island students {elite}
Dom Jun 05, 2011 9:38 am por Invitado

» Russian Roulette | Elite |
Sáb Mayo 14, 2011 4:35 pm por Invitado

» Tempting the Beast {Nuevo, Cannon Libres}
Dom Mayo 08, 2011 8:16 pm por Invitado

» Your Betrayal {#} NUEVO {#} Normal
Dom Mayo 08, 2011 11:54 am por Invitado

» Can't fight these fears { The Vampire Diaries RPG } { ¡NUEVO! } { NORMAL }
Vie Mayo 06, 2011 12:23 pm por Invitado

» Eating Out {Normal} [Inaugurado hoy] Foro de rol interpretativo de temática gay
Vie Mayo 06, 2011 2:42 am por Invitado

Photobucket
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 20 el Jue Mar 17, 2011 5:39 pm.
Photobucket
Photobucket
Photobucket
¡Síguenos por Twitter!
@FckYeahOMG
Photobucket
Sister Sites
{Por recomendación de alguna admin}

Élite Sites
{Te recomendamos verlos}
 
 The Rol Blog
Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic Vecordia's Mental Hospital Broken heart Eternal Rain Photobucket


John R. McGlaren

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

John R. McGlaren

Mensaje por John R. McGlaren el Lun Mar 07, 2011 6:38 pm






John Reed McGlaren


Johnny, única y exclusivamente con previa autorización.


|| Veinte años || Heterosexual || Escritores


You think you know me: you don't

Descripción Psicológica
“Si lo que quieres es destruir tu vida: perfecto, adelante. No estudies, no trabajes, no te preocupes por tu madre, ni siquiera te intereses por formar tu propia familia. Quédate sólo y roto, John, pero no creas que podrás volver a casa. No te abriré la puerta” – Caroline F. McGlaren.

Es bastante común escuchar a las personas hablar sobre cómo las apariencias engañan, que no deberás juzgar a un libro por su portada, y por supuesto, que la mayor y verdadera belleza se encuentra dentro. Todo se aplica sobre John. En un primer vistazo, ante aquellos que considera desconocidos o gente de poco confiar, es distante, frío y bastante arisco, con ciertos toques de elegancia e incluso opulencia, como si intentara aparentar una fuerte y refinada personalidad que, en definitiva, no va con él. La mismísima esencia de John se basa en la tranquilidad, paz y relajación. En ocasiones, parecería que nada ni nadie le interesan realmente, llegando a ser etiquetado como un narcisista con el ego hasta el cielo: mentiras. A pesar de sus malos hábitos y su muy desorganizada vida, muestra una preocupación insuperable por aquellos que considera sus seres más amados. Dotado con una inteligencia y astucia increíbles, pero limitado por la falta de ambición y la modestia. Su sentido del humor, contradiciendo la apariencia elegante que podría dar su exterior, es increíblemente guarro, ruidoso y estridente. Si algo adora, son las risas, y a pesar de su necesidad por pasar largas horas de diversión, siempre encuentra un balance de responsabilidad, seriedad y también sobriedad. Es un completo cabrón con las personas que no son de su agrado, y también contra todos aquellos que logren sacarlo de balance. Es bastante neurótico, obsesivo y controlador en sus momentos “artísticos”, aquellos donde no puede soltar el ordenador por tanto teclear sus fantásticas historias, cosa que su padre siempre deseó hacer, pero que jamás pudo. Haciendo a un lado las drogas y algunas malas compañías, es un gran chico, con un alma benévola y un carácter paciente. ¿Un brillante caballero en armadura del siglo XXI? Sólo en ocasiones, puesto que su humor tan cambiante puede llegar una conversación amistosa hasta la destrucción de Troya.
Si algo no tolera es la vanidad en exceso de las personas, así como la superficialidad y la ignorancia. Tratar con personas así, para él es una pérdida de tiempo. Las cosas siempre parecen deslizársele, como si nada pudiese penetrar dentro de su alma o causarle alguna reacción. Como si estuviese hecho de una pálida roca. Así lo prefiere él, ya que con su personalidad en exceso liberal, los consejos se le dan de perlas, así como las lecciones de vida filosóficas, aunque muchas veces, no se encuentre a la altura de las mismas. Destila cierta inocencia cuando los nervios lo están controlando, pero pocas veces adopta un comportamiento infantil. Es bastante impulsivo e irracional, ya que prefiere pedir perdón que pedir permiso. Maduro ante cuestiones de trabajo y de cuidado/protección de los que le rodean, pero un completo descerebrado ante las cosas que involucran su seguridad y su propio éxito. Desde siempre ha puesto a los demás antes que a él: no puede evitarlo. Busca la felicidad en los demás para que él también pueda tenerla. Dulce, cariñoso y con gestos de caballero con aquellas personas en las que piensa de forma romántica. No puede llamársele un mujeriego, pero tampoco un hombre de una sola mujer. Su rango de aburrimiento se llena con velocidad, razón por la cual tampoco puede quedarse quieto mucho tiempo, o esperar a que las cosas sucedan a su alrededor. Curioso, atrabancado y profundo: no se conforma con saber la mitad de las cosas, y al ser un hombre bastante sensitivo, la profundidad de su ser le da un toque único a todo aquello que escribe, siempre elocuente, siempre auténtico. No tiene vergüenzas, y aunque es una frase muy repetida por tantas personas, en John queda a la perfección: él es quien es, sin importar quiénes estén mirando.

“Puede que ahora las cosas no se vean del todo bien, John. Pero recuerda que, sin importar las cosas buenas y malas que hagas, nada perderás. Todo lo que verdaderamente es tuyo en el corazón, al final vuelve a ti” – Conrad G. McGlaren.


Descripción Física
John posee una apariencia delicada, incluso roza al infantilismo: rasgos heredados por su madre. Su cabello es castaño, liso, corto y desordenado. Jamás le ha puesto el suficiente empeño a su apariencia, es el inusual chico que dirá "Lo que importa es lo de adentro". Sus ojos son castaños, tan oscuros como su cabello y de un tamaño y expresión admirables. Su nariz esta perfectamente recta, con un perfil sobrio; sus púmulos están marcados con fuerza, indicando cierto grado de delgadez; sus labios son pequeños, pero con un grosor alto; sus cejas son delgadas y en un tono castaño más claro que su cabello. Muestra una mandíbula delgada y partida, enmarcando un rostro fino y de tez clara. Su cuerpo es fibroso, pero no en un alto grado: su complexión, exageradamente delgada, le hace aparentar ser un enclenque, pero para su fortuna, la altura de su cuerpo lo remedia todo. Nada más y nada menos que un metro con ochenta y siete centímetros. Sus manos son largas y finas, como las de un pianista, mientras que sus piernas tienen la apariencia de dos palillos chinos.
Su caminar es derecho, clásico, e incluso elegante, al igual que su postura. Sus labios gustan de curvarse en una sonrisa llena de encanto digno de un niño, por la cual salen todo tipo de barbaridades en el ronco tono de voz que posee. Finalmente, suele vestir bastante sencillo, nada opulento o incómodo podrá ponérsele encima.


This is my Rubik's Cube

Familiares
Caroline F. McGlaren; su madre, una mujer poco maternal y bastante controladora. Si bien se tratara de un poderoso control sobre los demás con el único fin de protegerles, quedaría bien, pero el problema siempre ha sido que la mujer sólo intenta obtener lo que el control te otorga: poder. John no la detesta, ni arremete contra ella. La mayor parte del tiempo en el que la ve, se dedica a ignorarla o mandarle los problemas a alguien más. Fue la única que se quedó impresionada con la decisión que tomó John para no estudiar. Alta, morena, y con un carácter digno de ser temido. Trabajadora, responsable y ambiciosa.
Conrad G. McGlaren; su padre, un hombre gentil, generoso y lleno de brillantes ideas que jamás pudieron escucharse. Falleció cuando John tenía catorce años, después de pasar meses con cáncer terminal en el estómago. John lo recuerda con mucho cariño, y no deja que pase un día sin pensar en él. Era uno de esos hombres con una creatividad e imaginación infinita, pero siempre contenida. Su personalidad, pacífica y extrovertida siempre encantó a John, haciéndole anhelar ser como él de grande. Todo un Padre-Héroe-Modelo a seguir. Lograba nivelar el control que ejercía su esposa Caroline sobre John, siendo así, el bueno de todos los conflictos y el liberal emprendedor que deseaba sólo enseñarle el mundo a su hijo.


Historia
Nacido Ostrava, República Checa, hace veinte años, en un helado doce de Diciembre. Fue el primer y único hijo del matrimonio McGlaren. Su madre, Caroline, una inmigrante inglesa, se había casado hacía menos de un año con Conrad McGlaren, un hombre que había pasado toda su vida dentro de Ostrava. Siendo muy pequeño, John mostró un particular interés sobre todo tipo de artes, y desplegó una curiosidad más allá de lo normal en un crío. Su padre, ilusionado porque algún día su hijo saliera de aquella ciudad exclusiva del comercio de metales, lo alentaba a probar todo tipo de cosas, mientras que su madre prefería tenerlo en casa con ella. Conrad se dedicaba a la ingeniería física que conllevaba toda la extracción de las minas: un puesto importante para la visión de John, pero una pesadilla para su padre. Cuando John tenía doce años, lo llevó al río Oder, donde le confesó lo mucho que deseaba ser pintor de pequeño, y lo mucho que aún deseaba serlo. Dos semanas después, se le detectó cáncer hereditario en el estómago. Si bien la vida de John no tuvo grandes y traumáticos acontecimientos, la muerte de su padre un par de años después, acabó por destrozarlo. Pasó semanas sin salir de casa, dirigiéndole monosílabos a su madre de vez en vez. Sus amigos no tenían idea de qué hacer, pero como todas las cosas en el mundo, pasó con grandes cantidades de tiempo. Si la relación con su madre era bastante tensa hasta el momento, después de la muerte de su padre, todo empeoró. Tres años después, cuando John llevaba la mitad de sus diecisiete años, su madre volvió a casarse con un adinerado empresario alemán. La presión comenzaba a caerle encima, con temas de estudios, mudanzas y un balance emocional que no había alcanzado del todo. Había considerado estudiar Ingeniería, o Bellas Artes, pero jamás decidió nada, y el que su madre lo presionara para irse a estudiar y vivir con ella y su nuevo marido a Berlín, no fue del todo prometedor. Sencillo: John dijo que no, a todo. Se negó a asistir a la Universidad y se fue de casa con todo aquello que alcanzó a empacarse, con la parte de su herencia y la menor cantidad de remordimientos posibles. Viajó hasta la capital, Praga, donde necesitó un poco de tiempo para encontrar trabajo, vivienda y todas ésas banalidades. Ha pasado en la bulliciosa ciudad un par de años, donde se ha metido a mitad de tiempo en las drogas, ha avanzado de trabajar en locales de comida hasta un puesto de escritor en el periódico: tal vez no es su oficio preferido, ya que prefiere la escritura creativa, pero el ingreso lo tiene maravillado. Visita a su madre en muy raras ocasiones, cuando a John se le antoja empacar una maleta y salirse de viaje sin siquiera avisar antes. Ha recorrido media Europa con ése mismo proceso, y hasta la fecha no le ha dado malas consecuencias. Conoció casi desde sus inicios en Praga a Kayleight Van Ehrezveyg, una chica que trabajaba como fotógrafa en la mayor empresa periodística. John terminó por trabajar de escritor en el mismo lugar y con un poco de tiempo, se convirtieron en mejores amigos, anexando a Courtney Van Heusen, la previamente mejor amiga de Kayleight. John las cuida como a nadie, y aunque su vida jamás haya podido nivelarse o encontrar una estabilidad, tampoco es como si lo intentara demasiado.

I like...the things that I like

Gustos
§ Los libros, por supuesto. Posee una amplia colección desde novelas de tragedia/romance hasta horror.
§ Viajar. No puede encontrar mejor pasatiempo que conocer todo aquello que está fuera de su área de comodidad.
§ Las drogas, sobre todo el éxtasis.
§ Escribir; después de todo, ése es su trabajo.
§ Las puertas rechinantes, las que causan escalofríos.
§ La carne roja, a cualquier término y con cualquier condimento.
§ El caos total, la cueva en forma de chiquero que tiene por habitación.
§ Tocar el piano: es un genio, pero jamás quizo dedicarse por completo a eso.
§ El cine alternativo, de ésas películas que sólo ven cien personas.


Fobias
§ Es belonefóbico: imposible que se acerque a una aguja.
§ Aerofóbico en caso clínico: primero desnudo antes que subirse a un avión.
§ Ponofóbico: teme el trabajo en exceso, que algún día su personalidad cambie y se vuelva una persona adicta al trabajo.


Manías
§ Se truena los nudillos en automático a todas horas del día.
§ Rodar los ojos a cada vez que alguien hace algo estúpido.
§ Le tiembla la pierna derecha cuando está nervioso en exceso.


Miedos
§ Los aviones: coño, ¡SE CAEN!
§ Las aves. Lejos en el cielo se ven bien, pero con el pico a medio metro ya no es agradable.
§ El vacío. Al no ser religioso, no cree en una segunda vida, por lo que le teme a morir y al vacío que vendría después, a la insertidumbre de no saber que hay más allá de eso.


Bonus Track

Avatar a utilizar
Kevin Flamme prestará su imagen.




Última edición por John R. McGlaren el Mar Mar 08, 2011 9:14 pm, editado 3 veces
avatar
John R. McGlaren

● Mensajes : 7
● Fecha de inscripción : 07/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: John R. McGlaren

Mensaje por Courtney Z. Van Heusen el Lun Mar 07, 2011 9:35 pm

{Cuando este lista la ficha, postea aqui o enviame un mp =) }


Courtney Zafire Van Heusen
|| Sweet innocence || Little doll || The concent of his parents ||

In you I can see freedom
You make me feel like I can fly
And that is my place here
And that I want to love you


Mi antifaz y vestido:
avatar
Courtney Z. Van Heusen
FuckYou|| Admin }
FuckYou|| Admin }

● Mensajes : 240
● Fecha de inscripción : 05/03/2011
● Edad : 25

Ver perfil de usuario http://fck-yeah.hot-me.com

Volver arriba Ir abajo

Re: John R. McGlaren

Mensaje por John R. McGlaren el Mar Mar 08, 2011 9:15 pm

Y acabé #
avatar
John R. McGlaren

● Mensajes : 7
● Fecha de inscripción : 07/03/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: John R. McGlaren

Mensaje por Courtney Z. Van Heusen el Mar Mar 08, 2011 11:10 pm

Ficha aceptada.


Courtney Zafire Van Heusen
|| Sweet innocence || Little doll || The concent of his parents ||

In you I can see freedom
You make me feel like I can fly
And that is my place here
And that I want to love you


Mi antifaz y vestido:
avatar
Courtney Z. Van Heusen
FuckYou|| Admin }
FuckYou|| Admin }

● Mensajes : 240
● Fecha de inscripción : 05/03/2011
● Edad : 25

Ver perfil de usuario http://fck-yeah.hot-me.com

Volver arriba Ir abajo

Re: John R. McGlaren

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.